Tu delito es… tacharnos de putas

10000315_10202631200237762_1848739693_n

Por @VaniaAragon

Ya hace un par de meses que aterrizamos en el 2014 con ganas de mejorar diversos aspectos en nuestra vida.

Entre los principales propósitos que las personas tienen es el bajar de peso, dejar de fumar, ser más puntuales, hacer ejercicio entre otras cosas. Sin embargo, hasta el momento no he escuchado a alguien mencionar algún propósito que brinde un beneficio real a la sociedad. Y es que desde hace tiempo tengo un enojo con los mexicanos en general -y me incluyo- porque hemos dejado que la violencia, en particular la ejercida contra las mujeres, se convierta en costumbre.

Ya no nos asombra saber de asesinatos y violaciones e incluso se nos hace normal enterarnos que alguna conocida es golpeada por su marido o su novio. Justificamos los actos diciendo que ellas se lo buscan o simplemente mostramos una actitud indiferente por el simple hecho de que no nos está pasando a nosotros. Pero les tengo una noticia ¡nos afecta a todos! Y bien ¿Qué hacemos o dejamos de hacer para evitarlo? ¡NADA! Unos culpan al gobierno ya que afirman que las medidas tomadas por este no han sido suficientes para lograr erradicar el aumento de violencia. Cabe resaltar que, al día de hoy, México ocupa el lugar 16 en la incidencia de violencia contra la mujer y, si bien estoy de acuerdo en que no basta con tipificar el delito de feminicidio, sino crear protocolos que obliguen a llevarlos a la práctica, también estoy consciente de que para combatir la violencia derivada de la discriminación hacia la mujer, necesitamos deshacernos de este lastre ideológico llamado “machismo”.

He llegado a pensar que el peor enemigo de una mujer sin duda es otra mujer. Cuántas veces han escuchado expresiones como: “Si te acosan seguro es por tu forma de vestir”, “le pegó pero seguro ella tuvo la culpa” o “seguro llegó a ese puesto por puta”. Lamentablemente nosotras mismas generamos un entorno machista desde el momento en que entre mujeres nos agredimos, desde que le servimos de comer al papá, al hermano, al novio o al marido; o cuando afirmamos que las muñecas son para niñas y los carros para niños creando en el inconsciente de las pequeñas un estereotipo que a la larga hacen que ellas vean como normal frases o chistes contra la mujer -sin ánimo de ofender a nadie- ordenes sutiles, faltas de respeto en el transporte público entre otras cosas. Basta de ver normal el acoso laboral, las agresiones por parte de nuestras parejas, los chistes sexistas y la supuesta superioridad del hombre con la mujer aún arraigada en la cultura mexicana.

En general las mujeres reclamamos igualdad de derechos pero la lucha más grande que podemos hacer contra la discriminación es apoyarnos, dejar atrás las ideas, costumbres y estereotipos retrógrados que hacen que entre nosotras exista una complicidad a esta enfermedad que está matando poco a poco a las mujeres de México.

Anuncios

Un comentario en “Tu delito es… tacharnos de putas

  1. Lamentablemente como mujeres somos quienes más nos ponemos en pie en lugar de apoyarnos, vivimos en un país en donde la mujer debe competir más contra otra mujer, cuando debería ser parejo en general. Lo malo es que la competencia se convierte en rivalidad cayendo en agresiones verbales y otras actitudes por de más bajas.

    Debemos no solo luchar contra el cambio de pensamiento de los hombres, también el pensamiento de nosotras.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s